COMBATE DE PUQUINA

Formulario de búsqueda

Jueves, 25 Octubre, 1883

25 octubre 1883

El asalto a la cuesta de Huasacache, acaecida apenas dos días antes, y en vista de la fuga de sus defensores en dirección de Puquina, motivó a Velásquez a dirigirse hacia esta última para coronar sus esfuerzos. “Marchó rápidamente a ocupar Puquina, y entonces hizo el ejército chileno una de las pruebas más notables de vigor físico que es imposible concebir. El escabroso camino de Huasacache a Puquina fue recorrido por la tropa sin alojarse,”[1] descansando a ratos y comiendo las raciones que llevaban en sus morrales, todo esto a la considerable altura de 4.000 metros aproximadamente.

Defendía Puquina una división veterana de la ciudad de Arequipa, en una fortísima posición llamada Chacahuayo. El general Canevaro la había colocado allí como medida de precaución, dado que el paso por esta localidad era obligado para pasar hacia el objetivo de la campaña, la misma ciudad de Arequipa, en donde además se refugiaba el gobierno de Montero. Se tenía la esperanza que los chilenos llegaran más tarde, por lo que su inesperado arribo tras un día de marcha a la fortaleza de Chacahuayo causó pánico entre las tropas, las que, al igual que los defensores de Huasacache, huyeron sin disparar una sola vez.

De este modo, el paso hacia la ciudad de Arequipa quedaba prácticamente despejado.

Carolina Herbstaedt M.
Historiadora UAI
Academia de Historia Militar.

*En la imagen, Puquina en la Actualidad. (Fuente: Google Imágenes)*

NOTAS AL PIE:
[1] Bulnes, Gonzalo. “Guerra del Pacífico. Edición Compacta. Tomo III.” Editorial Andujar, Santiago de Chile. s/a. pp. 185.